Sintetizadores y sistemas modulares en el debut de Soona con su sencillo ”Moonlight Train”

Artists to Watch

Se inaugura MUFO (Museo del Futuro)

Tech & Gadgets

She Past Away dará un show exclusivo vía streaming presentado por Foro Indie Rocks

Eventos

Nocturne 1 y 2: Intensas noches con una panorámica de la creatividad digital

Reseñas

‘Música, baile y amigos’: tres años de Dance Your Name (DYN); entrevista y mix por Fig

MyMixTapes

Mecanico te llava al Tomorrowland. ¡Participa!

Aniversarios


“Overgrown” de James Blake: Electrónica emotiva

15 Abr

JAMES BLAKE

Siempre que hablamos de talento joven nos encontramos con clichés acerca de cómo se gestan sus trayectorias y el rumbo que las mismas toman luego de hacerse notar en el ámbito musical, llegando generalmente a dos escenarios distintos: el músico que aprovecha su momento mediático y decide realizar cualquier cosa sobre la marcha y seguir gozando de la atención del público y los medios aunque su obra suene a más de lo mismo, o bien, el músico que decide parar y alejarse por un momento para dedicarse en cuerpo y alma a la creación de algo que sea trascendente y que demuestre algo distinto a lo ya exhibido. En ese último escenario situamos a James Blake, un músico que logró hacerse notar en 2011 con su álbum debut homónimo y que dedicó casi dos años a la creación de su siguiente trabajo discográfico, un material que muchos esperaban con ansías y que esta semana por fin vio la luz.

“Overgrown” es un trabajo que a diferencia de su antecesor, navega en ondas rítmicas que contrastan con lo hecho previamente, lo que hace de este disco una obra llamativa en demasía dado el giro que decide tomar Blake en esta nueva entrega, un giro que pocos esperaban y que cualquier otro músico hubiera reservado para otra ocasión en el futuro.

Lo anterior no quiere decir que James haya olvidado por completo el downtempo y las atmosferas intimistas, sino todo lo contrario, ha enriquecido esas atmosferas con beats precisos que si bien no aturden ni retumban, si hacen sonar con mayor profundidad y fuerza a cada una de las melodías que componen este disco.

La cuestión emotiva sigue siendo la fortaleza de James Blake y desde el inicio nos lo deja saber con la tercia de temas que abren el plato, una muestra de lo que encontraremos a través de las 11 piezas que conforman “Overgrown” y de las que sobresalen especialmente “Dlm”, “Voyeur”, “To The Last” y sobre todo “Digital Lion”, pieza en la que el legendario Brian Eno hace acto de presencia haciendo lo que mejor sabe al lado de uno de sus alumnos más avanzados.

James Blake está de vuelta con un material digno de admirarse, llevando a otro nivel lo mostrado en su álbum debut al entregar una placa que cumple con las expectativas del público, y aunque no es en definitiva su obra maestra, sirve para demostrar la capacidad de evolucionar de Blake al abordar su obra con un enfoque distinto sin que esta pierda su esencia y sello característico, enseñando así una cara diferente de su obra artística, una obra que parece destinada a ir en continuo ascenso a través de los años.

Por Frank Ramírez

 



Regresar