Null: el nuevo sello mexicano de música electrónica en búsqueda de sonidos únicos

Band to Watch

Korg presenta su nuevo sintetizador Wavestate

Tech & Gadgets

SKALAR: la impactante instalación de arte digital que llega por primera vez a México

Eventos

Nocturne 1 y 2: Intensas noches con una panorámica de la creatividad digital

Reseñas

‘Música, baile y amigos’: tres años de Dance Your Name (DYN); entrevista y mix por Fig

MyMixTapes

Mecanico te llava al Tomorrowland. ¡Participa!

Gifts & Promos


A 15 años del disco homónimo de LCD Soundsystem

28 Ene

Empecemos reconociendo el sentimiento newyorkino post-atentado a las torres gemelas, pues de esa atmósfera temerosa surgió una escena de rock emergente en Nueva York a principios de los años 2000 característica del nacimiento de muchos grupos importantes como The Strokes, Interpol, Yeah Yeah Yeahs y nuestro tema principal: LCD Soundsystem. Una escena con una nostalgia latente de un Nueva York pre-atentado, influenciado por bandas como The Ramones, The Velvet Underground y en mi opinión, principalmente Talking Heads.

Antes de todo, James Murphy empezó su carrera como DJ bajo el nombre Death From Above, título que sacó de bromas locales por ser el ingeniero de sonido y productor para la banda Six Finger Satellite del sello discográfico Sub Pop. Su carrera como DJ era buena, empezó a llamar la atención de la gente y a generar una escena que posteriormente le favorecería. Después conoció a Tim Goldsworthy (antiguo miembro de UNKLE) con quien fundó el sello discográfico DFA Records.

Radicando en Nueva York en el auge de la gran polémica, James Murphy sacó su primer single ‘Losing my Edge’ como LCD Soundsystem en julio del 2002, obteniendo una respuesta impecable. Tuvieron que pasar 3 años para que volviéramos a sentir la magia de LCD, con su álbum debut titulado también LCD Soundsystem (2005).

Su genialidad radica en la capacidad de James Murphy como productor musical y baterista para diseñar percusiones elegantes y atascadas a la vez. Le tomó 35 años salir de su envoltura, y vaya que lo agradecemos. En un momento donde el ánimo general estaba por los suelos, el fundador de LCD Soundsystem logró hacer a la gente bailar al ritmo del dance-punk reconocible de su influencia por Daft Punk, David Bowie y de nuevo, Talking Heads. Pero lo hizo suyo, Murphy luchó con la desconfianza de una voz anti-melódica y la venció, generando sencillos como ‘Movement’, ‘Disco Infiltrator’ y ‘Daft Punk is Playing at My House’, canción a la cual hasta Toro y Moi le hizo tributo en su último álbum con la canción ‘Laws of the Universe’, que dice en sus letras: ”James Murphy is spinning at my house”.

Pero no todo estaba dedicado a los pies de una pista de baile, Murphy reconoció la vulnerabilidad por la que pasaba en esos momentos debido a (en su opinión) fallida carrera artística en esos momentos con canciones como ‘Never as Tired as When I’m Waking Up’ y ‘Great Release’. Al final de su disco doble hizo homenaje y parodia a la situación política y desconcierto en su ciudad con ‘Yr City’s a Sucker’.

El disco homónimo de LCD Soundsystem es un disco de culto, del cual vale la pena escribir habiendo pasado pocos días de su aniversario número 15. Los álbumes que le sucederían hablan por sí mismos, y su música pasó de ser influenciada por grandes artistas, a ser la influencia de otros grandes artistas. Una enseñanza de que nunca es tarde para sacar lo que nos desborda por dentro.

Texto por: Alejandra Laveaga

Danos Like para recibir updates en Facebook al instante.


Regresar